Pasear por Coyoacán y entrar a la Casa Azul 

Coyoacán es uno de los barrios más pintorescos y representativos de la ciudad. Se caracteriza por contar con bonitas plazas, calles empedradas, residencias coloniales, museos, mercados, y en general, un ambiente tranquilo y popular, que solamente se encuentra en esa área de la ciudad.

La plaza principal está ubicada en el centro donde podrás apreciar la simbólica Fuente de los Coyotes, la Parroquia San Juan Bautista como también puestitos, bares, restaurantes y cafeterías. 

Casa Azul (Casa de Frida Kahlo y Diego Rivera), Coyoacán

En esta delegación se encuentra la Casa Azul. La Casa de Frida Kahlo es la famosa vivienda en donde habitaron Diego Riviera y Frida, hoy convertida en museo dedicado a la vida y arte de ella. Además de algunas de sus obras, se pueden visitar la cocina de la casa, su habitación y su estudio. 

Recorrer el Palacio de Bellas Artes, La Alameda y Av. Reforma

El centro histórico de la Ciudad de México fue declarado patrimonio de la humanidad por la UNESCO, conserva joyas arquitectónicas como el Palacio de Bellas Artes y el Palacio de Correos. También encontrarás museos, tiendas, restaurantes y edificios coloniales. 

Palacio de Bellas Artes, Ciudad de México

El Palacio de Bellas Artes es una sala de conciertos y un museo impresionante, por dentro y por fuera. En su interior, construido con estilo Art-Decó, encontrarán murales increíbles de artistas como Diego Rivera, José Clemente Orozco, David Alfaro Siqueiros, Rufino Tamayo, Roberto Montenegro, Manuel Rodríguez Lozano y Jorge González Camarena.

Frente a este palacio se encuentra La Alameda, un enorme parque que es el pulmón verde del centro histórico. Cerca de la Alameda, vale la pena hacerse un desvío de un par de cuadras para visitar el impresionante Monumento a la Revolución.

Monumento de la Revolución, Ciudad de México

Desde aquí es un buen punto para comenzar una caminata a lo largo de la Avenida Paseo de la Reforma. Es la avenida más elegante de la ciudad, en ella hay tiendas museos y algunos monumentos emblemáticos del país como “el Ángel”. 

Ángel de la Independencia, Ciudad de México

Caminar por los Bosques y visitar el Castillo de Chapultepec

Los Bosques de Chapultepec conforman el parque urbano más grande de la Ciudad de México, y el más antiguo de América. Con más de 680 hectáreas alberga lagos, museos, un zoológico, monumentos y fuentes. 

Allí dentro se encuentra el famoso Castillo de Chapultepec, uno de los únicos dos Palacios Reales en América junto con el Palacio de Petropolis, Brasil. El recinto ha fungido como residencia presidencial, como observatorio astronómico, además de, por supuesto, haber sido sede del colegio militar, que en su momento defendió el suelo mexicano de la invasión estadounidense, y en la que se inmortalizaron los Niños Héroes durante la Batalla de Chapultepec. 

Castillo de Chapultepec, Ciudad de México

Actualmente, se encuentra en su interior el Museo Nacional de Historia, uno de los museos más importantes de México.  Es un recinto lleno de historias y de una belleza arquitectónica descomunal; sus murales y jardines te dejarán sin palabras. 

Castillo de Chapultepec, Ciudad de México

Visitar las Pirámides de Teotihuacán

Aunque esta zona arqueológica no se encuentra geográficamente dentro de la Ciudad de México, sino a unos 50 kilómetros, recorrer las pirámides de Teotihuacán es una de las cosas más increíbles que puedes hacer durante tu visita a la Ciudad de México. 

Teotihuacán, Ciudad de México

Teotihuacán significa “Ciudad de los Dioses”. Las Pirámides son los vestigios arqueológicos de una de las ciudades más grandes de la época de los pueblos mesoamericanos, y es considerada actualmente como Patrimonio de la Humanidad.

Talla en piedra, Teotihuacán

Necesitarás un día entero para disfrutar de la historia y el misticismo que envuelve todos sus principales monumentos como La Ciudadela, La Calzada de los Muertos, El Templo de la Serpiente Emplumada, El Palacio de Quetzalpapáloltl y por supuesto las famosas Pirámides del Sol y de la Luna.

Conocer el Zócalo

La Plaza de la Constitución, como formalmente se llama, se encuentra en el corazón del Centro Histórico de la Ciudad de México y es la plaza principal de la metrópolis. En las inmediaciones de la plaza se encuentran el Palacio Nacional, que es la sede desde donde dirige el país el presidente; también se sitúa a un costado, la Catedral Metropolitana de la Ciudad de México, el Edificio de Gobierno de la Ciudad, el Museo del Templo Mayor, y la estación de transporte del Metro.

El Zócalo, Ciudad de México

Aprender en el Museo Nacional de Antropología

Este museo es considerado uno de los más importantes de Latinoamérica. Debido a que dentro de él se encuentran exhibiciones de suma relevancia, sobre todo en lo que respecta a las antiguas civilizaciones mesoamericanas.

Museo de Antropología, Ciudad de México

Entre las piezas más significativas que se pueden apreciar, están la Piedra del Sol, también conocida como Calendario Azteca, el tesoro del antiguo gobernante Pakal de Palenque, y el monolito del dios mexica de la lluvia, Tláloc. 

Calendario Azteca, Ciudad de México

Recorrer los barrios de Roma y Condesa

La Roma y la Condesa, son dos colonias que están contiguas. Son zonas de mucho movimiento en cuanto a restaurantes, cafés y galerías de arte. También hay muchos mercados. El más moderno es el Mercado Roma, un lugar donde se puede probar toda clase de exquisiteces. 

Mercado Roma, Ciudad de México

También pueden aprovechar y visitar alguno de los tantos restaurantes de tacos y platillos típicos. Encontrarán muchos restaurantes a lo largo de la avenida Tamaulipas o Michoacán.

Visitar alguno de sus mercados 

Los mercados son el corazón de México, porque en ellos se condensan todos los elementos fundamentales de esta cultura tan rica. En la Ciudad de México hay muchos mercados únicos e interesantes.

El Mercado de Sonora está dedicado al curanderismo y a la brujería, y es ideal para abastecerse de todo tipo de pociones.

Mercado de Sonora, Ciudad de México

El Mercado de Jamaica es el mercado de las flores y de las plantas. ¡Hermoso durante la semana del Día de Muertos!

Mercado de Jamaica, Ciudad de México

El Mercado de la Lagunilla es el más grande la ciudad y aquí puedes encontrar absolutamente de todo y con las presentaciones más creativas.

Mercado de la Lagunilla, Ciudad de México

Sorprenderte en el Museo del Templo Mayor

Para entender parte de la historia de México visitar este museo es importante. 

Ruinas arqueológicas del Templo Mayor, Ciudad de México

Consta de ocho salas de exhibición dedicadas en su mayoría a Tláloc, Dios del agua, y Huitzilopochtli, Dios de la guerra. La pieza principal del museo es la representación pétrea de Coyolxauhqui, diosa de la luna, decapitada y desmembrada por su hermano Huitzilopochtli.

Coyolxauhqui, Museo del Templo Mayor

En conjunto, el acervo del Templo Mayor da cuenta de la evolución del pueblo azteca, desde la peregrinación de los mexicas y su asentamiento en el lago de Texcoco hasta la llegada de los conquistadores españoles y la fusión de ambas culturas en la antigua Tenochtitlán.

Navegar en las trajineras de Xochimilco

Xochimilco en náhuatl significa “lugar de la sementera florida” y era el hogar de la cultura xochimilca que se asentó aquí aproximadamente en 1350. Este lugar se caracteriza por una serie de canales de agua que datan de la época prehispánica, cuando el valle de México se distinguía por la existencia de lagos y lagunas casi en su totalidad.

Chinampas y canales (1912), Ciudad de México

Las chinampas, como se conoce a estas parcelas de tierra, son famosas por su fertilidad y solían ser utilizadas exclusivamente como terrazas de cultivo hidropónicas.

Trajineras en Xochimilco, Ciudad de México

Navega en las chalupas / trajineras por los canales de Xochimilco. Observa los cultivos chinamperos, los ajolotes y come los platillos hechos con productos frescos de la región.